El robo de un pene

Entre las muchas cosas que se pueden robar, tengo que reconocer que un pene es algo que nunca se me hubiera pasado por la cabeza. Pero sí, aunque parezca extraño, un hombre sufrió la terrible experiencia de que le robaran el pene.

Todo ocurrió en la provincia de Zhejiang, en China, donde Fei Lin tuvo una desagradable experiencia: se despertó sin pene.

Al parecer, cuando estaba dormido entraron en su casa varias personas que, como él declaró, ni pudo ver. Después, sus recuerdos son confusos: «Pusieron algo sobre mi cabeza, bajaron mis calzoncillos y salieron corriendo. Yo estaba tan sorprendido que no sentí nada. Entonces vi que estaba sangrando y que mi pene no estaba«.

Parece que el agredido tiene fama de ser todo un conquistador en el lugar en el que vive, por lo que la policía cree que algunos de los hombres cuyas mujeres les habrían engañado con Fei Lin podrían haberse unido para castigar de este modo a Fei Lin.

A pesar de que se buscó el pene en los alrededores, no se pudo encontrar, por lo que el equipo médico no pudo ni siquiera intentar un implante del miembro.

Desde luego, una extraña historia…

Vía| Telecinco