Polémica campaña en Marruecos

Se veía venir que esto iba a cabar en una buena polémica: penes de plástico, mujeres con velo, preservativos de por medio… La verdad es que estas imágenes de  Milouda (que pertenece a  la Asociación de Lucha contra el Sida en Marruecos), que tienen como objetivo sensibilizar a las prostitutas de Casablanca de los riesgos del sexo sin protección han levantado mucho revuelo.

Por supuesto, los sectores más conservadores de Marruecos han puesto el grito en el cielo, pero la situación es preocupante y hay que poner manos a la obra: los portadores que desconocen que lo son es muy grande, algo que hay que remediar: «Se calcula que hay unos 22.000 infectados y sólo 3.000 son conscientes de ello y se medican».

Las prostitutas son uno de los sectores en los que el SIDA prevalece más, por lo que es fundamental ponerse manos a la obra, con este tipo de clases en las que se enseña a las prostitutas qué es el SIDA, cómo se puede prevenir y cómo se contrae. Pero las cosas no le están resultando fáciles a Milouda:  «France Presse grabó un vídeo de uno de los encuentros con las prostitutas para un reportaje y publicó unas imágenes que me han traido muchos problemas».

Muchos internautas la han criticado duramente  «por su falta de vergüenza y pudor en una mujer musulmana y, encima, velada», y no solo eso: su familia y los vecinos de su barrio también lo han hecho.

Aunque eso sí, en una postura de lo más admirable, asegura que piensa seguir adelante.

Vía| El mundo