Orgasmos de mentira… robotizada

Se llaman First Androids y son obra de una compañía alemana. La verdad es que ya casi no nos parece raro que haya robots que se comporten como muñecas sexuales, y es que después de ver las muñecas tan reales que hay por ahí, muchos han pensado que lo único que les falta es hablar.

Bueno, hablar y tener orgasmos, algo a lo que First Androids se acercan bastante. Y es que este juguetito es de lo más real, tanto en su forma como en su textura. Tienen una vagina artificial de látex, pero eso no es todo.

Gracias a su motor parece que respiran, les puedes hacer sexo oral o te lo hacen ellas, y tienen un botoncito gracias al que llegan al orgasmo.

Robotizado, pero orgasmo al fin y al cabo.

Eso sí, como ya te habrás imaginado, no son nada baratas, nada más y nada menos que 2.500. Y eso la más barata.

Vía| Informacion

Foto de zoey