Supera el miedo escénico con un polvazo

Puede sonar a excusa barata, pero en un estudio de unos científicos británicos que salió en la revista New Scientist, ante los nervios y el estrés que pueden provocar una próxima aparición ante el público si se tiene pánico escénico, la forma de bajar la tensión es sexo con penetración.

La actividad sexual baja la presión sanguínea y produce un efecto calmante, cosas de la química. No tendré que recordarle a nadie el poder que tiene sobre nuestro organismo el sexo, ¿verdad? ;)

Lo único que no me encaja mucho es que, con tantos nervios y ansiedad, pueda haber un encuentro exitoso. Los nervios no ayudan al hablar en público, pero en el sexo, tampoco es que sean de mucha ayuda. En casos difíciles, antes del polvo relajante lo suyo sería tomarse un buen tiempo en previos, con masajes, caricias, un baño caliente juntos… para ir disolviendo los puñeteros nervios. ¡Cada uno encontrará su sistema!

Fuente: Noticias locas | Vía: menéame