Sexo y medio ambiente

planeta

Cada vez son más las personas que se preocupan por el medio ambiente, algo de lo más loable, y es que el planeta en el que vivimos es, en definitiva, nuestra casa y por eso, hay que tratarlo lo mejor posible. Y si reciclamos, separamos envases y todo eso, ¿por qué no pensar en el medio ambiente también a la hora de tener sexo?

Por ejemplo, una de las mejores maneras de hacerlo es compartir ducha, ya que se gasta la mitad de agua… ¡y es de lo más interesante! Pero además, hay otras muchas opciones. Por ejemplo, no consumas luz y cambia las lámparas por velas que, además, son mucho más íntimas. Si vas a tener sexo dentro del coche, no te olvides de apagar el motor, para no gastar combustible pero, sobre todo, para no contaminar.

Y hablando de contaminación y residuos, nunca tires los preservativos por el inodoro, ya que podrían terminar en los ríos. Mucho mejor si los tiras a la papelera. Eso, si o te decides a utilizar los preservativos ecológicos, que también existen y son una opción realmente interesante. Se trata de preservativos de látex natural que se extrae de los árboles, y no están tratados con productos químicos.

Hay oro modelo un tanto más rústico, que provienen de las ovejas. Y si al final te vuelves adicto a esto del mundo eso, no dudes en recurrir a los afrodisíacos naturales, como las ostras o el esperma de ballena, o las fresas… Y también tienes lubricantes ecológicos, que se pueden utilizar a diario como hidratante para la zona íntima.

La verdad es que ser ecológico y tener sexo no son cosas incompatibles, ni mucho menos… ¿Te animas a ponerle un toque eco a tus relaciones sexuales?