Sexo oral de lujo para ellos

Te damos unas cuantas ideas para que el sexo oral se convierta en toda una experiencia… Seguro que a tu chico le gusta tanto, que te pide repetir…

  • Coloca la punta de tu lengua en el paladar y deja que su pene roce la parte inferior de tu lengua. Seguro que la sensación le vuelve loco…
  • El lubricante puede ser una buena alternativa, ya que si estás dispuesta a pasar un rato dedicada a estos menesteres, es posible que se te reseque la boca y a tu chico le parezca algo molesto. En el mercado tienes un montón de lubricantes con sabores diferentes, que merece la pena que pruebes…
  • El orificio que hay en la punta del glande (meato urinario) es una zona de la que nos olvidamos con frecuencia y que sin embargo, es realmente sensible. Rózalo con la lengua y presiona con suavidad. Ya verás los resultados…

  • Otra de las zonas que más excitantes resulta es la que se sitúa desde los testículos hasta la base del pene. Haz como si sorbieras y verás como le encanta. No en vano, es una parte en la que hay un montón de terminaciones nerviosas.
  • La parte en la que el glande se une al resto del pene es una de las más sensibles para tu chico, así que cubre los dientes con los labios y coloca la boca en esa zona alrededor del pene, ejerciendo un poco de presión, relajando y repitiendo.
Foto de cachondeo