Feng Shui: incentivando la pasión en la alcoba

fehg_shui.jpg

El Feng Shui es un milenario arte oriental cuya finalidad es “armonizar” los espacios de una vivienda a fin de tornarlos más “habitables”, “seguros” desde el punto de vista energético y “prósperos”.

Pero también podemos aplicar algunos de sus preceptos para incentivar nuestra sexualidad y salir de la tediosa rutina que puede destruir cualquier relación. He aquí algunos consejos:

  • Procura que tu lecho no apunte directamente hacia la puerta de salida de la alcoba, esto generará discusiones y conflictos.
  • Una cabecera de madera, firma y sólida brinda a su vez “firmeza” y “solidez” a nuestra relación.
  • Si en el techo tienes vigas debes ocuparte que éstas no sean paralelas a tu ubicación en la cama, pues “dividirán” a la pareja, “enfriando” tu sexualidad.
  • Los espacios minimalistas y despojados, dan “aire” a la pareja. Por el contrario las habitaciones muy cargadas, agobian la relación.
  • No debes poner espejos en tu alcoba, y en caso de haberlos, éstos no deben reflejar la cama pues tendrás sensación de no descansar lo suficiente.
  • Tampoco es aconsejable tener TV en el cuarto, pues resulta una distracción muy importante y sin notarlo, tu frecuencia sexual irá disminuyendo. Si de todos modos decides tener un TV en la habitación, nunca lo dejes “stand by” durante la noche, pues ese “ojo” rojo que te observa también provocará sensación de inseguridad mientras duermes. Lo más recomendable es tapar el aparato por las noches.
  • Si escoges objetos decorativos para tu habitación, inclínate hacia los objetos pares (2 lámparas, 2 portaretratos, etc.) y aquellos que contengan figuras de parejas, amantes o se vinculen al romance.
  • Prefiere los colores suaves, aterciopelados, que brinden sensación de cobijo, intimidad y seducción.
  • No olvides las vela y unas flores frescas de intenso color rojo para activar la pasión en tu pareja.