Bailarinas eróticas

bailarinas.jpg

La Danza Erótica es una de las más antiguas del mundo, combina elementos de países de medio oriente y norte de África, aunque sus orígenes precisos son inciertos.

Danzas de la fertilidad, de conquista, sensuales y ardientes, protagonizadas por mujeres en rituales femeninos de gran poder y magia, han sido objeto y provocación del deseo en todas partes del mundo…

bailarina2.jpg

En la década de los años veinte, se organizaban ferias ambulantes que viajaban de ciudad en ciudad para entretener a la población. En una de las carpas había un espectáculo de bailarinas eróticas que utilizaban un pequeño escenario para bailar de forma sugestiva. Debido al reducido espacio, las bailarinas se acercaban al tubo que sostenía la carpa y lo usaban como instrumento para bailar. Con el paso de los años se trasladó de las carpas a los bares como espectáculo burlesque hasta que fue más aceptado en los años cincuenta y éxito de los ochenta.

Hoy , la práctica de la danza del caño o pole dancing ofrece varias facetas: espectáculos eróticos, terapia intrapersonal y de pareja, competencia deportiva federada en muchos países, shows de despedida de solteros y aniversarios, y cursos para todas las edades a modo de gimnasia modeladora.

Impensable hasta hace unos pocos años la danza erótica en general, pole dancing, danzas árabes, egipcias, streap tease etc. pueden ser muy terapéuticas y ayudarte a descubrir y explorar el cuerpo y la mente, superar miedos y traumas, aumentar tu autoestima y aprender a quererte a ti misma.

¿Cómo una primitiva y salvaje virgen danzante?… ni lo dudes…¡baila!