El tamaño, ¿importa?

44033783_o.jpg

Aunque hay una tendencia en afirmar que «el tamaño no importa», lo cierto es que las dimensiones del pene son motivo de desvelo para muchos hombres y no pocas mujeres.

Culturalmente hemos sido instruidos en el falso concepto de que el tamaño del miembro masculino es directamente proporcional a su masculinidad y con ella, su capacidad de proveer seguridad a su «clan», un preconcepto que hunde sus raíces en la época de las cavernas.

Que el tamaño no es decisivo a la hora del placer sexual, es un hecho demostrado de manera contundente, puesto que la zona de mayor sensibilidad femenina (punto G) se encuentra en los primeros centímetros de las paredes vaginales, no tiene sentido creer que cuanto más profundo se introduzca el pene, mayor será el placer otorgado.

Hay estudios que demuestran que el tamaño promedio a nivel mundial es de 16,7cm, muy lejos por cierto de los 22 o 20 cm. que es posible ver en la industria de la pornografía o la prostitución masculina. El promedio se eleva 1,3cm en la raza negra, y tal vez de allí el mito que establece que los negros están mejor dotados.

tamaño

Sin embargo, si un hombre no está satisfecho con el tamaño de su pene, existen muchos métodos naturales para incrementarlo. Básicamente se trata de ejercicios que realizados de manera periódica, elongan los tejidos esponjosos que componen el pene permitiendo albergar mayor cantidad de sangre, aumentando así su extensión y volumen. El ejercicio más conocido se llam «jelq«.

Los expertos no recomiendan el uso de sistemas químicos (que prometen resultados mágicos) pues no existen estudios que prueben su eficacia.